Muchos somos los que nos habremos preguntado el por qué hay personas que les fascina vivir a dieta y dicen que no es ningún esfuerzo hacerlo, u otras que simplemente tienen la suerte de su lado y aunque se coman unos deliciosos banquetes seguirán teniendo cuerpos envidiables y una salud impecable, mientras que muchos seguimos sufriendo cada dieta, cada esfuerzo, los exámenes de rutina nos hacen temblar y si es de ejercicio se habla dos mil excusas habrá.

Es que la rutina y los hábitos alimenticios son parte fundamental de nuestra adaptación como seres humanos, y por eso los cambios repentinos como son el caso de una dieta, nos hacen tender a ser tercos, pues aunque somos seres adaptables, es más fácil cambiar de a poquitos que de un totazo volver a empezar. Además el gusto de comer y el gusto por lo dulce, son parte fundamental de nuestra esencia, y por eso las dietas a la gran mayoría de personas nos hacen temblar.

Sin embargo lo que muchos no saben, es que existen diferentes trucos para seguir comiendo delicioso, a la vez llevar una vida saludable y tener también el cuerpo que quisiéramos tener.

Splenda la marca líder de endulzantes no calóricos, tiene una serie de trucos que quiere brindar, para que las personas tengan una mejor relación con su salud, sus hábitos alimenticios y por ende un mejor autoestima.

Lo primero es sacarnos de la cabeza la palabra “dieta”, y más bien entender que la alimentación y los hábitos de ejercicio que hagamos involucran un cambio en nuestra vida, así que cuando se quiera hablar de “dieta”, se hablará mejor de “estilo de vida”. Esto es importante hacerlo ya que la conexión que tenemos con la palabra “dieta” tiende a ser confrontativa y genera rechazo en el inconsciente, mientras que hablar de “estilo de vida”, crea un pensamiento positivo que asocia la acción con un hábito de buen impacto para llevar una vida feliz y saludable.

Lo segundo es, teniendo en cuenta lo anterior, que un estilo de vida no puede ser un arrancón de ceros, sino que implica un constante cambio paulatino, que va formando nuestros hábitos y rutinas mientras que lentamente nos vamos adaptando a los cambios. Por eso Splenda haces énfasis en la importancia de los cambios sencillos y lentos a medida que nos vamos acomodando.

Pero, qué son esos pequeños cambios? Hay variedad infinita de éstos, pero en Splenda, recomiendan empezar por los más sencillos. Por ejemplo; disminuir las porciones de los platos teniendo en cuenta que deben ser siempre balanceados, comer cinco veces al día es importante para acelerar el metabolismo y además ayudar a calmar los antojos pequeños y evitar comer platos grandes hasta reventar, por otro lado es importante buscar alternativas en el mercado que garanticen una alimentación más saludable y nutritiva, etc.

“En Splenda tenemos diferentes presentaciones de nuestros endulzantes, y son una excelente opción para dar el sabor dulce a las comidas, sin aportar calorías más calorías al cuerpo” Afirma Marcela Henao, gerente de mercadeo de Splenda.

También es importante generar esos pequeños cambios en nuestras rutinas, nuestros cuerpos cuentan con “relojes biológicos”, y es importante aprender a programarlos y oírlos. Es decir, es importante crear horarios establecidos para comer, así como es importante hacer ejercicio diariamente y tratar de hacerlo en la misma hora, ya que el cuerpo una vez se acostumbre a los cambios, va a estar pendiente de realizar la actividad a la hora acostumbrada, pues esas actividades son las que componen la rutina que el cuerpo ya conoce y con el que se siente cómodo y saludable.

Otro pequeño cambio es agradecer siempre la comida y disfrutar cada bocado, esto se debe a que cuando comemos, las emociones que sentimos en el proceso de alimentarnos también las digerimos, y si transmitimos una ingesta positiva, el resultado en nuestra salud, en nuestro metabolismo y en nuestro cuerpo van a ser positivos, mientras que si comemos con pereza, de afán o tristes, la ingesta va a ser mucho más lenta y los resultados no van a ser como esperamos.

Lo anterior da la razón de porque es importante comer deseosamente y sentir los sabores que nos fascinan. Por eso Splenda, es una gran solución, ya que siendo un producto saludable y que no aporta las calorías del azúcar, sí da el dulce, ese sabor que tanto nos gusta.

Se puede decir entonces, que éste tipo de productos, como los endulzantes no calóricos, son un perfecto complemento para llevar un estilo de vida saludable. “En Splenda nuestros productos, usan ingredientes seguros, SPLENDA no tiene efectos secundarios conocidos. La sucralosa (o el endulzante de marca SPLENDA) ha sido sometida a pruebas de seguridad exhaustivas durante más de 20 años de investigación y en más de 110 estudios científicos, que garantizan que nuestros productos pueden ser consumidos por toda la familia. Su seguridad ha sido bien documentada y la Administración de Alimentos y Medicamentos (Food and Drug Administration o FDA, por sus siglas en inglés) conjuntamente con otras autoridades reglamentarias de salud y seguridad alimenticia de todo el mundo, así como también por organismos de salud internacionales tales como la Organización Mundial de la Salud (World Health Organization; WHO), pudiéndose determinar la seguridad de su uso para todos los consumidores, incluidos los niños, mujeres embarazadas y personas con diabetes. Debido a que no contienen casi nada de calorías nuestros productos no crean alteraciones en la glucosa e insulina del cuerpo, y son una perfecta opción para endulzar los alimentos.” Certifica Marcela Henao, gerente de mercadeo de Splenda.

La anterior afirmación asegura porque los productos de la marca Splenda, son una excelente opción para empezar a producir esos pequeños cambios en la alimentación y así llevar un estilo de vida más saludable. Pues esos pequeños cambios, que empiezan por pequeños detalles como cambiar nuestra mentalidad frente a la comida, aprender a comer en pequeñas proporciones o simplemente empezar a cambiar productos acostumbrados por unos más saludables, terminan por convertirse en acciones

fáciles de hacer y se convierten lentamente en una cadena infinita que termina por ser una nueva forma de entender los alimentos, el cuerpo y los hábitos, teniendo en cuenta siempre, que para vernos bien es importante primero sentirnos bien.

Debes leer: 9 Razones para quitarle los dispositivos electrónicos a tu hijo

9 Razones para quitarle los dispositivos electrónicos a tu hijo

Fuente: Colectivo

Comentarios